11/22/2013

12. Ángel de la Guarda

Transcurrí una etapa de mi vida donde me tocó confrontar al Mal. Recuerdo que una noche me fui a dormir con una sensación de temor e inseguridad, sentía que una presencia maléfica se encontraba cerca. A media noche me despierto sorpresivamente con la sensación que alguien más estaba en mi habitación. Levanto la cabeza para ver de que se trataba y a los pies de mi cama estaba sentado, cuidándome, un ser de una contextura muy grande. Parecia un rugbier. Sentí una gran tranquilidad al verlo. Pensé: es mi ángel de la guarda que está protegiéndome. Me volví a dormir muy tranquilo y confiado en la protección Divina. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario